sábado, marzo 17, 2007

Conseguiste estremecerme con a penas mirarme. Que todos mis muros se derrumbaran con sólo sonreirme. Que no quisiera volver a calzarme mi armablanda al sentir tu mano rozando mi hombro.

2 comentarios:

ine dijo...

consigue matarte

nico dijo...

siempre hay algo que nos hace excesivamente maleables.

siempre hay que tratar de conocerlo y de que nos nos encuentre.